tinte natural novavis

Los tintes vegetales son una propuesta que está triunfando cada vez más por sus beneficios y por las posibilidades que ofrece. Especialmente los jóvenes utilizan cada vez más este tipo de tintes, muy poco dañinos y muy versátiles. Puedes utilizar un tinte vegetal para ver tu cabello diferente, ya sea para tu día a día, para un evento especial o incluso para un concierto al que te apetece ir diferente.

¿Qué son los tintes vegetales?

Este tipo de tintes, a diferencia de los permanentes, no son nocivos ni dañinos para el cabello, ya que no penetran en la estructura del pelo ni llevan productos químicos que quemen y sequen tu pelo.

Al tratarse de una capa que cubre tu pelo de un determinado color sin llegar a penetrar en él, no puede durar tanto tiempo como un tinte permanente que lleva químicos.

Sin embargo, este tipo de tintes son muy recomendables, ya que no dañan la fibra capilar y, si lo que quieres es verte diferente o cambiar de look, lo lograrás igualmente. Hay una amplia gama de colores y puedes aplicarlos en mechas o bañar todo tu pelo con el color que más te guste. Si te convence el resultado, puedes seguir aplicándote este tipo de tinte hasta que te canses y regreses a tu color de pelo habitual.

Los productos de Novavis, por ejemplo, son una buena opción de tintes vegetales, ya que sus productos son de buena calidad y ofrecen bastante variedad de tonos: rubio oscuro, rubio miel, rubio claro, castaño, castaño claro caoba y castaño claro.

Los beneficios del tinte vegetal

Mantiene la estructura de tu cabello: no rompe tu pelo ni cambia su estructura, algo que la mayoría de tintes corrientes sí causan.

No es permanente. Mucha gente teme aplicarse un tinte permanente porque el cambio, además de dañar la fibra capilar, es duradero. Sin embargo, con un tinte vegetal puedes probar ese nuevo look que tanto te llama la atención sin que ello suponga que será un cambio permanente. Los tintes vegetales suelen durar unas dos semanas, tras las que puedes volver a teñirte el pelo si el resultado te ha gustado.

No daña tu cabello, ya que sus componentes son todos naturales. De hecho, al contrario que los tintes que tienen químicos, este tipo de productos nutren tu pelo, lo acondicionan y hacen que se vea más fuerte y brillante.

Los tintes vegetales triunfan entre los jóvenes

Gracias a las numerosas ventajas que suponen este tipo de tintes, cada vez hay más jóvenes que los usan. Personas que buscan experimentar con su cabello y verse diferentes, pero que no quieren correr el riesgo de dañar permanentemente su melena.

Los tintes vegetales ofrecen una amplia gama de colores entre los que puedes escoger. Este tipo de tinte aporta muchos beneficios y es un producto que puedes utilizar para cualquier ocasión: un festival, un concierto, un viaje, etc. Por todos estos motivos, se convierte en una apuesta segura y en uno de los tintes preferidos, especialmente, de la gente joven.

festival lluvia

¿Este año tienes pensado asistir a algún festival? Será por la variedad que tenemos en España. Da igual si decides ir al Low, a la BBK, al Arenal, el Viña, etc. Sea cual sea al que has decidido ir este año, debes tener en mente una serie de previsiones por lo que pueda suceder. Generalmente, todos ellos se realizan en épocas primaverales o veraniegas, sin riesgo de mal tiempo. Pero no siempre es así. ¿Qué pasaría si el tiempo cambia y le da por llover?

No basta solamente con llevar un paraguas, hay que equiparse con más materiales y herramientas por lo que el clima nos pueda deparar. Recuerda siempre que el tiempo cambia constantemente y las previsiones nunca son probables al cien por cien.

Qué hay que llevar a un festival por si llueve

En caso de que las previsiones sean de lluvia, es habitual ver que muchos promotores en el propio recinto se encargan de repartir indumentaria adecuada para estas ocasiones, tales como paraguas originales. Suelen tratarse de promotores de conciertos que, tratando de hacer publicidad, aprovechan estos momentos para dar equipamiento antilluvia.

Infórmate de los eventos del festival, así como de las condiciones meteorológicas previstas y de las posibles alertas; llévate la ropa necesaria, los productos de higiene adecuados y una batería para tu móvil. No olvides, tampoco, hidratarte y llevar contigo un botiquín de primeros auxilios. Por último, ten un plan, junto a tus amigos, por si ocurre algo o por si os perdéis.

Ahora bien, en caso de lluvia, ten en cuenta que lo ideal es que lleves la indumentaria adecuada. Aquí te dejamos cuales son los elementos esenciales para poder superar la situación con éxito.

En primer lugar, la tienda de campaña que hayas comprado, asegúrate de que está hecha para poder soportar trombas de agua. Es decir, que sea impermeable y que no se vuele ni se rompa con facilidad. Nunca sabes a lo que te enfrentas. Para asegurar esto, es ideal comprar una especie de lona impermeable que se puede poner encima de la tienda. Este elemento aísla del frío y calor y protege de la lluvia.

Cárgate de bolsas de plástico. Te vendrán muy bien en caso de lluvia y no llevar los zapatos adecuados. De este modo, podrás enrollártelas en los pies y piernas y protegerlos mejor. Lo ideal será que te ayudes de cinta americana para evitar que se te salgan.

También, prepárate con un chubasquero más o menos resistente. Lo importante es que te proteja del agua y evite que te cales y pilles un resfriado. ¿Te acuerdas de los impermeables típicos de los parques de atracciones? Pues son ideales.

Varios pares de calcetines y ropa de repuesto, junto al calzado adecuado, también debe ser una de tus prioridades a la hora de preparar tu maleta, si sabes que puede llover.

Conclusión

No olvides tener a punto tu macuto por si llueve. En este tipo de festivales es impredecible acertar siempre con el tiempo que va a hacer. De este modo, ve preparado y no dejes que ningún imprevisto como un diluvio te arruine el evento. No te dejes engañar por la época.

experiencias musicales

¿Tienes entradas para el concierto de tu grupo favorito? ¿Se acercan las fechas de ese festival de música por el que te mueres por ir? Quizás te falta lo más importante: cómo llegar al lugar en el que se celebra el evento.

Probablemente, ya has barajado varias opciones: coche, avión, tren… ¿Pero has pensado en hacer ese viaje acompañado? ¡Y no de cualquiera, sino de verdaderos fans como tú! Las experiencias de los viajes organizados para conciertos y festivales son únicas e irrepetibles. Te contamos por qué.

Viajes organizados: vive la emoción desde el primer minuto

Todos los que lo han experimentado están de acuerdo: hacer un viaje organizado para llegar al mejor concierto de tu vida es una de las partes de la experiencia más especiales. Piénsalo: de estar rodeado de gente que está tan emocionada como tú ante lo que estáis a punto de vivir solo pueden salir cosas buenas.

Desde cantar vuestros temas favoritos juntos, compartir anécdotas, hasta hacer verdaderos amigos y futuros compañeros de viaje. Las posibilidades te sorprenderán y harán que el viaje sea divertido e inolvidable.

Compartir un momento tan especial con la gente que tiene los mismos gustos que tú hace que el concierto comience mucho antes de lo que pone en la entrada. Empieza en el mismo instante en el que te subes al autobús y puedes sentir la emoción que inunda el ambiente.

En Aliance Travel Experience son unos verdaderos expertos en esto de los viajes organizados. No dudes en escoger bien el autobús en el que viajas para que, además de diversión, encuentres comodidad durante todo el trayecto.

Todas las ventajas de los viajes organizados para ir a conciertos

Pero, además de vivir la emoción de la experiencia desde el primer minuto de viaje, ir a conciertos u otros eventos musicales en viajes organizados tiene muchas otras ventajas que no puedes ignorar.

Una de ellas, es, sin duda, el ahorro en dinero. Al tratarse de un viaje expresamente organizado para un evento, compartido con muchas otras personas, se escogerá una ruta directa y bien planificada. Esto significa que no habrá rodeos, ni gastos innecesarios derivados del intento de adaptar las condiciones del transporte público a la ocasión.

Por si eso no fuera suficiente, también contarás con la ventaja de que el viaje estará ajustado totalmente a los horarios del evento. Ya no tendrás que hacer noches de más en la ciudad en la que tenga lugar el concierto, y las horas del viaje estarán perfectamente pensadas para aprovechar el tiempo de la forma más eficiente posible.

Además, si surge algún problema, la organización del viaje pondrá a tu disposición todos los medios necesarios para resolver el incidente, sin que tengas que enfrentarte solo a los contratiempos.

Por último: olvídate de todos los quebraderos de cabeza. Sabemos lo complicado que es organizar un viaje, más todavía si tienes que coordinar a varias personas. Confía en los viajes organizados y ve a tus festivales y conciertos favoritos sin ninguna clase de preocupación. ¡A disfrutar!

entradas en papel

Las entradas en formato digital parecen haber hecho desaparecer a las clásicas de papel. El cambio de los tiempos, la comodidad y la seguridad son algunas de las características más alabadas de este formato, pero ¿está justificada la desaparición de las entradas en papel? A continuación, explicaremos la respuesta a esta pregunta y el futuro de las entradas para todo tipo de eventos.

La entrada en papel y su importancia

Si eres aficionado a ir a conciertos o a eventos culturales es más que probable que tengas alguna entrada en tu casa que te recuerde el momento que viviste. La necesidad de imprimir entradas para eventos seguirá existiendo. Para eventos especiales -como aniversarios importantes en la historia de un grupo o grabaciones de algún disco en concreto- parece lógico tener un recuerdo en papel que no sea la clásica entrada que te imprimes en casa para poder entrar a ver un espectáculo.

Las legendarias “entradas de taco” también son perfectas para los eventos organizados por asociaciones sin ánimo de lucro que deseen llevar un control más exhaustivo del número de entradas vendidas a la hora de conocer mejor los datos de la recaudación. Por lo tanto, bien sea por conseguir un artículo de coleccionista, un recuerdo en papel de un gran concierto, o para controlar mejor la entrada de personas a un recinto con un pequeño aforo, las entradas en papel siguen teniendo su función.

Las entradas digitales y su auge

Parece lógico pensar que este tipo de entradas es la mejor manera de luchar contra la reventa. Estas entradas se pueden encargar de forma nominal y solo podrán se recogidas por el comprador. Lo mismo sucede en festivales, conciertos celebrados en espacios que albergan a miles de personas y similares. Mecanizar el control de entrada de personas mediante una entrada con un código de barras parece la opción más lógica y recomendable.

Otra idea, alabada por los defensores de este tipo de entradas, es la que defiende la comodidad del formato al poder llevar en cualquier dispositivo tu entrada o bien adquirirla en taquilla y entrar directamente en el local de celebración del concierto. El futuro parece apuntar en esta dirección aunque, afortunadamente, siguen existiendo salas de conciertos que se resisten al cambio.

Y es que, hay que reconocerlo, la emoción que supone ir a una taquilla, o una tienda de discos, a comprar la clásica entrada a todo color impresa en papel de calidad es una actividad inherente a la pasión por la música. Bien sea por seguir contentando a los coleccionistas, por los nostálgicos, por aquellos que quieren tener un recuerdo de calidad de un concierto o por seguir usando el sistema que siempre ha funcionado, las entradas en papel siguen siendo necesarias en el mundo de la cultura. Todo sea por llevar tan mágico trozo de papel en el bolsillo y volver a celebrar el ritual de acudir a un espacio cultural para poder disfrutar de un concierto, de un evento o de una obra de teatro.

La realización de un evento de noche perfecto requiere cumplir numerosas condiciones. Existen múltiples tipos de veladas, pero en la mayoría se debe seguir el mismo camino para alcanzar el éxito.

El camino para organizar un evento perfecto

El evento de noche varía en función de la cantidad de público que va a asistir. No es lo mismo organizar una pequeña fiesta de cumpleaños con tu familia y tus amigos más íntimos que tu propia boda. Con todo, preparar el evento con tiempo siempre asegura un mejor resultado. Te permite ser previsor y anticiparte a los contratiempos y problemas de última hora que puedan surgir por el camino.

Antes de todo, el primer paso es pensar el tipo de evento que vas a organizar y a cuántas personas vas a invitar. Debes tener claro si el evento nocturno va a ser formal o informal y, a partir de aquí, elegir la temática correspondiente. Calcula el presupuesto del que dispones y empieza a trazar tu planificación. En la mayoría de los casos, el presupuesto puede ser algo más limitado que tus expectativas iniciales.

Debes ser capaz de escoger aquello que vaya a crear un mayor impacto para tu evento, y descartar aquello que pueda pasar más inadvertido. Uno de los puntos en el que los invitados se fijarán más es en la comida y la bebida. Opta por un servicio de catering de calidad, a partir de canapés que no sean demasiado pesados. La gente no acostumbra a comer demasiado por la noche. Piensa también en ofrecer variedad en cuanto a la bebida.

Piensa en la iluminación

Realizar un evento nocturno implica iluminación. Si has optado por celebrarlo en un local privado y no en un restaurante, debes asegurar que los invitados no estén a oscuras. Elige iluminación LED que ofrezca la mayor calidad posible. Opta por un letrero luminoso que identifique a tu evento y te diferencie de la competencia.

Otro de los detalles para llamar la atención y crear impacto es la creación de tarjetas de invitación. Una tarjeta original e innovadora va a permitir que tus invitados pongan tu evento en la parte alta de sus prioridades. Una vez en el evento debes asegurarte de que todos tus invitados pasen una buena velada. No olvides contar con música, baile y entretenimiento.

Pese a que a nivel musical siempre puedes optar por algo doméstico como una lista de Spotify, si tu presupuesto te lo permite infórmate sobre la posibilidad de contratar a un DJ, un equipo de baile o unos malabaristas. Crearás impacto entre tus invitados y la posibilidad de que recuerden tu evento con un cariño especial. Actúa de anfitrión. Normalmente, es la parte más pesada y la que no te permite disfrutar del evento, pero debes asumir la responsabilidad de asegurarte de que todo salga perfecto.

Sin embargo, y sea como sea, debes mostrarte agradecido con tus invitados a la conclusión del evento y darles las gracias por asistir. Cada velada es un mundo, pero siguiendo estos pasos, aumentarás tus posibilidades de éxito.

Llega el buen tiempo y con él los festivales de música, como todos los años. Allí se reúnen muchísimas personas para darlo todo, disfrutar del ambiente y de la música, pasarlo bien y soltarse la melena por unas horas. Y es que, aunque no lo parezca, en los festivales, aparte de vivir una gran experiencia, también se liga. Sí, se liga y mucho.

Hay que tener en cuenta algunos factores a la hora de estar en un festival y sobre todo en el momento de ligar, porque entre el subidón, el ruido y la cantidad de gente que hay puede haber confusiones y encontrarte con cosas no demasiado agradables.

¿Cómo ligar en un festival?

En este tipo de eventos hay gente de casi todas las edades, aunque predominan los jóvenes, se consume mucho alcohol y, en ocasiones, sustancias ilegales, por tanto ¡mira bien a quién te arrimas!

Algunos consejos para ligar en un festival

– Si quieres llamar la atención del chico o chica que te haya gustado mucho en ese momento, pégate bien a la hora de saltar y bailar. Dale algún que otro leve codazo para que se fije en ti y cuando se vuelva para mirarte guíñale un ojo o entabla conversación. Es una buena manera de romper el hielo en un lugar como ese.

– El alcohol en su justa medida y las drogas mejor ni tocarlas. ¿Por qué? Pues porque nadie quiere liarse con el más puesto del lugar. No se trata de ir a lo fácil, sino de conseguir algo bueno. Además, este tipo de sustancias distorsionan la realidad y quizás te hayas encontrado con alguien que en realidad no te gusta tanto.

– Tantea el terreno en las redes sociales o webs de citas, así sabrás quién asiste al festival, verás qué se cuece e incluso puedes atreverte a buscar a alguien que te haya llamado la atención previamente. Ligar con gente por este método te asegura que la persona verdaderamente te guste y no vas tan “a la aventura”.

– Ten mucho cuidado con el subidón del momento. Cuando ligues con alguien que te guste no todo vale, hacer ciertas cosas en público no suele salir bien. En estos casos, la paciencia es buena. Id a un hotel, a la tienda de campaña o algún baño siempre y cuando tenga puerta. Nadie quiere ser grabado o ser la comidilla del festival por montar un espectáculo, ¿no?

– Y por último, lo más importante de todo: disfruta como si no hubiera un mañana. La clave de todo está en la forma en la que vivas la experiencia. Puedes ligar, puedes encontrar un amor de festival, pero siempre debes pasártelo genial. No seas un muermo, porque el rollete puede durarte poco si aburres. Salta, grita, canta, baila y vive el festival a tope.

Siguiendo estos pequeños y fáciles consejos el éxito está más que asegurado. Puedes disfrutar de la música, del propio festival, de tus amigos y hasta del ligue del momento. Conseguirás que tu experiencia sea absolutamente perfecta e inmejorable.

Estos últimos años, la proliferación de festivales musicales en nuestro país ha sido una constante que no parece tener fin. Son múltiples las propuestas de festivales al aire libre, en recintos cerrados; lo hay de musicales, específicos para el mundo del comic, de cine e incluso para los amantes de las series. Sea como sea, es un género que no para de crecer con el paso del tiempo.

Ahora bien, también hay que decir que nos faltarían dedos en las dos manos para hacer un listado de algunos festivales que han resultado ser un escabroso desastre. Algunos de ellos han tenido que cerrar definitivamente sus puertas al no tener en cuenta algunos de los elementos indispensables y de casi obligada liturgia a la hora de diseñar y crear un evento como un Festival. Da igual cual sea la nomenclatura, el registro o el tipo de evento que se quiera diseñar, pues hay que medir mucho estos diferentes elementos antes de tirarse a la piscina.

Elementos clave como la elección del sitio donde realizar el Festival, los espacios o el tiempo son tan lógicos e importantes como tener muy en cuenta el tipo de público al que queremos llegar, estimando en todo momento si el presupuesto de nuestros clientes va a coincidir con las condiciones económicas de nuestro evento. Es de vital trascendencia también contar con un personal cualificado y que en cada escala laboral obtengan la formación necesaria. Otros elementos como la luz, el sonido, el management de los artistas, el “backline” que se necesite o las mismas infraestructuras no pueden caer en saco roto.

Hace falta rodearse de un buen equipo, mantener la mente serena y no correr.

Cuenta con algunos amigos en el camino

Afortunadamente, más allá de las agallas y el saber hacer que debemos tener a la hora de montar un Festival, no nos irá nada mal una ayuda en el camino. Hay que saber que tenemos a nuestro alcance algunas herramientas y software de gestión que pueden hacernos la vida mucho más fácil en cuanto al diseño y gestión de nuestro festival.

Por un lado, podemos contar con Software de gestión empresarial que nos ayude en las tareas de ventas, cobros o estadísticas; incluso podemos contar con software que nos facilite la gestión de nuestras ventas. Son varios los ejemplos de festivales que han fracasado estrepitosamente a causa de una mala gestión en alguna de estas fases o de las que comentábamos más arriba. ¿Qué hubiera pasado si se hubieran dejado asesorar por herramientas como esta?

Si te ronda la idea de la creación de un Festival por la cabeza, ten en cuenta que no es nada descabellado. Ponle pausa, serenidad; ordena tus ideas, frena si es necesario y cuando sea el momento ponte manos a la obra. Y siempre, siempre déjate asesorar por expertos en la materia y deja que herramientas del siglo XXI sustituyan la intuición para con decisiones que pueden hipotecar tu futuro y tu tranquilidad.

Metas Meta título: software de gestión que te ayudará en el diseño de un Festival Meta descripción: Existe un solvente y eficaz software de gestión ayudará en el diseño de un Festival . Hay que evitar algunos errores comunes en su puesta en escena. Meta keywords: software de gestión

Se acerca el verano y, con él, llegan días de calor, descanso, salir más a la calle, reunirnos con los amigos y disponer de más horas con luz para disfrutar y -cómo no- se acercan las fechas de los festivales y conciertos de música. Aunque también hacen algunos en otras estaciones del año, en verano es cuando se organizan con más asiduidad.

En los conciertos, la gente va a disfrutar de su música favorita, olvidarse de todo, tomar unas copas, desconectar y, sobre todo, pasarlo bien. Pero, detrás de todo el montaje de cualquier evento o concierto, están los organizadores, que son los encargados de que todo esté a punto el día y a la hora indicada.

Una labor muy importante a la hora de organizar un evento de estas características, como puede ser un concierto, es buscar patrocinadores. Y está claro que a quienes les interesa mucho es a las marcas de bebidas alcohólicas.

La publicidad

A día de hoy, la publicidad de bebidas alcohólicas de más de 20 grados está totalmente prohibida en televisión y esto es común en todas las Comunidades Autónomas. En cambio, en otros soportes no es así y se rigen por las normas específicas de cada una de ellas.

Es por ello que la presencia de las marcas en los festivales es fundamental, ya que es una buena forma de posicionarse en el mercado, a la vez que les proporciona una fórmula perfecta de marketing.

Heineken, por ejemplo, fue, durante 10 años consecutivos, patrocinador del FIB.

¿Qué bebida consumimos más?

Pues, para esto, no hay una respuesta concreta, ya que influyen varios factores, como la edad, el sexo, el lugar de residencia, el momento del día y el lugar donde se bebe. Los jóvenes, sobre todo, se decantan más por cerveza y whisky barato.

En rasgos generales y según las estadísticas del año pasado (2016), las bebidas que más han consumido los jóvenes, durante los fines de semana, son los combinados (62,4 %), la cerveza (44,5 %) y el vino (26,1 %).

Si afinamos un poco más, vemos que las bebidas más solicitadas en los establecimientos cerrados, como bares, restaurantes o pubs, son las cervezas, con un 33,4 %. Sin embargo, en lugares al aire libre, como los conciertos o las terrazas, las bebidas espirituosas son las más populares, con un porcentaje del 34 %.

Si medimos por franjas de edad, los jóvenes de entre 18 y 24 años beben ron (19,1 %), ginebra (12,2 %), whisky (8,8 %), vodka (6,9 %) y otras bebidas (14,3 %).

Por sexos, los hombres suelen beber más cervezas que las mujeres. En cambio, estas beben un mayor porcentaje de vino. También, según el estudio realizado por Kantar Worldpanel, de cada 10 bebidas que consumimos después de la cena, 8 son espirituosas, como los destilados o cócteles.

Lo que está claro es que los conciertos y festivales reúnen las condiciones perfectas para beber (siempre que sea con moderación) y pasar un buen rato disfrutando de la música y del buen ambiente.

El trayecto con tu grupo de amigos a un festival de música puede convertirse en un atractivo más, dentro del ocio de la excursión, en vez de un mero trámite aburrido y cansado. Existen distintas alternativas para desplazarse hasta el lugar destino, quizás poco consideradas y empleadas por la mayoría de los usuarios, pero útiles en viajes colectivos. Además, hay que tener en cuenta que las expediciones a festivales tienen un carácter muy particular, en la ida todo es energía, grandes expectativas y alegría, mientras que en la vuelta suele imperar un sentimiento de nostalgia por la diversión acabada y un agotamiento generalizado por haber pasado varios días de fiesta ininterrumpida.

La mejor alternativa

De forma que si podéis evitar conducir en esos momentos de cansancio será mejor, para minimizar los riesgos en la carretera y prevenir accidentes. Una buena opción puede ser contratar un servicio de microbús, con chófer incluido, capaz de trasladar a un grupo numeroso de gente. Los microbuses no suponen un coste muy elevado, y menos si los gastos son compartidos entre todos los amigos. Por otro lado, te aporta muchas comodidades como la de llegar al recinto del festival sin tener que preocuparte por encontrar un sitio donde aparcar. El microbús es sinónimo de puntualidad, y os garantiza un servicio eficaz hasta el momento de regresar a vuestro hogar.

Otra de las ventajas de alquilar un servicio de minibús es que podéis transportar un equipaje bastante grande en el que quepan tiendas de campaña, sacos de dormir, camas portátiles, toldos, o mesas y sillas para la acampada. En un turismo normal todos estos instrumentos harían imposible el viaje de varias personas, en cambio en el microbús irían guardados en un amplio maletero, dejando la zona de los asientos libre y cómoda para el trayecto. Lo bueno es que tus amigos y tú podríais ir plenamente concentrados en disfrutar de la bonita experiencia del festival, sin ninguna inquietud o preocupación con todo lo relacionado con la excursión.

Opciones menos rentables

Otra opción a tener en cuenta, si el grupo con el que viajas no es demasiado numeroso, sería la de contratar una furgoneta de alquiler. En este caso deberíais conducir vosotros mismos, pero con la ventaja de que se puede turnar el conductor entre varios que dispongan de carné. Este método es aconsejable para que no recaiga la responsabilidad y el cansancio sobre una sola persona si la distancia hasta el festival es relativamente larga. El espacio para el equipaje es menor que el de los microbuses, pero, aun así, tendrían cabida la mayor parte de los bártulos que luego necesitaréis en el camping.

Sin duda, estos son las alternativas más recomendables para viajar en grupo hasta un festival. El transporte público resultaría más o menos económico, pero no te permitiría portar un equipaje tan amplio como el que requiere el festival y el trayecto con tus amigos no sería tan íntimo y especial. Y, por supuesto, la opción de ir en varios vehículos particulares estaría descartada, por todos los problemas e inconvenientes que se han ido describiendo a lo largo del texto.

Irse de festival puede resultar un duro ejercicio de supervivencia. Hay que estar adecuadamente preparado para aguantar largos viajes, días ininterrumpidos de fiesta, condiciones meteorológicas extremas, malas comidas y pocas horas de sueño. Sin embargo, con unos simples consejos puedes hacer que ese tiempo de conciertos, acampada y convivencia con amigos se convierta en una experiencia única e inolvidable.

En primer lugar, debes tener medianamente planificado el viaje y la estancia en el camping del festival, mantener una organización para no quedarte tirado o perdido en cualquier lugar insospechado, aunque luego des un margen a la improvisación. Una buena opción puede ser contratar una furgoneta de alquiler que os lleve a ti y a tus amigos, sobre todo si el festival se celebra en una ciudad lejana a la que vivís. Las furgonetas de renting no suponen un coste muy elevado y menos si el gasto es compartido. Además, se pueden turnar varios conductores para mitigar el cansancio del viaje.

Aparte de las tiendas de campaña que vayáis a utilizar, es aconsejable agenciarse un toldo o una lona grande que protejan del sol en las horas de más calor del día. Toda la vida del camping, incluidas las comidas, se suele hacer al aire libre con el riesgo de sufrir insolaciones o quemaduras por la prolongada exposición a los rayos del sol. Evitaréis dichos problemas al cobijo de la sombra que proporciona un toldo, que muchas veces viene preparado para montarlo fácilmente.

Un equipaje de garantías

Es bueno llevar siempre un botiquín, aunque sea con lo esencial. En él no pueden faltar vendas, aspirinas, repelente de insectos y antisépticos. Tampoco puedes olvidar una mochila o riñonera que te permita transportar de forma cómoda objetos pequeños y, al mismo tiempo, tenerlos controlados en todo momento sin tener que preocuparte de perderlos. Hay cosas que debes llevar siempre contigo como el dinero, el móvil, las entradas, unas gafas, una crema solar o pañuelos de papel, y es mejor tenerlo todo junto y vigilado en la mochila.

Ve preparado con varios tipos de ropa. Aunque un festival sea en verano, por la noche siempre bajan las temperaturas y puedes llegar a necesitar una sudadera. El calzado debe ser cómodo para aguantar largas caminatas y conciertos muy movidos, pero también resistente a la acción del polvo y demás agentes naturales. Un chubasquero no ocupa nada dentro del equipaje y puede ser muy útil en el caso de que se ponga a llover de manera inesperada. Para protegerte del sol también es recomendable ponerse una gorra o un sombrero, incluirlo en la maleta sería buena idea.

En un festival es muy importante aprovechar las pocas horas de sueño de las que dispones para recargar las pilas y estar preparado para el siguiente día de fiesta. Por eso es vital obtener un saco de dormir con esterilla, emplear un colchón hinchable o conseguir una cama portátil que incluso te mantiene separado del suelo. Si prevés que puede hacer más frío de lo normal, lleva una manta extra para abrigarte, haz todo lo posible por descansar adecuadamente.